"Las ideas son menos interesantes que los seres humanos que las inventan" FranÇois Truffaut

viernes, junio 17, 2005

Gays, obispos y ornitorrincos I

En la discusión planteada sobre el matrimonio entre homosexuales no hay más remedio que molestar al lobby cristiano y al lobby gay. Dos propuestas maximalistas, enfrentadas en una lucha cultural. No es que haya que tirar por la calle de enmedio, pero si desmantelar algunos mitos y muchos dogmas irracionales que subyacen a las plataformas religiosas y al colectivo del arco iris.

Platón en su utopía política casi acabó con la familia como institución social. Para el más grande teórico del Estado como organización totalitaria, el núcleo familiar era el origen de la sordidez y el egoísmo. Sólo a la clase más baja, el "populacho", por su desenfrenado materialismo propio de mentes ínfimas, le estaba permitido tener familia y su consecuencia más vil: propiedad privada. Por el contrario, las clases altas, guardianes y sabios, de una categoría psicológica y una catadura moral más elevada, estarían a salvo de la corrupción familiar y vivirían en un sano colectivismo comunitarista, en la que expresiones como "mi casa", "mi mujer" o "mi hijo" se habrían erradicado.

Esta idea de la familia como algo prosaico, caduco, esencialmente conservador, se ha reproducido como un meme gremial entre los filósofos, y como una manifestación epocal entre los románticos. Casarse, establecer vínculos legales sería así una auténtica perversión del sagrado lazo amoroso. El envilecimiento que supondría poner negro sobre blanco un sentimiento sería uno de los innumerables vicios de los fariseos burgueses. El matrimonio sería la aspiración típica de notarios, registradores de la propiedad y demás fauna que prefiere la injusticia al desorden, como decía Goethe. Lo progresista consistiría, en nombre del "amor verdadero", en lanzarse a "corazón abierto" a la aventura de una gozosa unión. "Nosotros no necesitamos papeles para demostrar nuestro amor" se tatuaban en la piel, o lo escribían en el agua.

Matrimonio, familia. Estas instituciones sociales que los progresistas atacaban como la raiz de gran parte de los problemas sociales (egoísmo, desigualdad) y los conservadores defendían como el núcleo a partir del cual se organiza una sociedad cohesionada, vive momentos de gloria. Ahora todo el mundo se quiere casar, todo el mundo quiere formar una familia. Platón, esté dónde esté, tiene que estar pasando un mal momento.

Pero la familia no es un concepto unívoco. Hay montones de tipos familiares. No hay sociedad humana que no se estructure alrededor de un núcleo familiar (lo que indica un fundamento biológico, que antropólogos como Robin Fox sitúan en el vínculo madre-hijo), pero sus adaptaciones y mutaciones son múltiples, dependiendo de las circunstancias tecnoeconómicas. A partir de una raiz biológica, existe un amplio muestrario de costumbres familiares.



Lo mismo sucede con respecto a la consideración de la homosexualidad. Los griegos de la época de Platón eran especialmente sensibles a la cuestión. El Eros, la atracción sexual, no atiende a razones de decoro, conveniencia ni mucho menos fronteras entre sexos (ni siquiera entre especies, que se lo digan a Zeus o al Minotauro). Sin embargo, en la más reciente historia occidental no ha tenido buena prensa. Los nazis la incluyeron como una degeneración racial que había que erradicar. La izquierda la consideró una enfermedad pequeño burguesa, y la homosexualidad fue "tratada" en los campos de "reeducación" (Enrique Tierno Galván, el alcalde de la "movida" declaraba en 1977: "la homosexualidad es una desviación del instinto... No creo que se les deba castigar. Pero no soy partidario de conceder libertad ni de hacer propaganda del homosexualismo. Hay que poner límites a este tipo de desviaciones")

Sólo el liberalismo, siguiendo la máxima de que hay que vivir y dejar vivir, y que el Estado no debe interferir en los contratos libremente establecidos entre los individuos (lo que Isaiah Berlin denominó libertad negativa), se muestra lógicamente a favor de una plena equiparación de derechos independientemente de la conducta sexual, y de la inclusión de la homosexualidad (y otras posibles "desviaciones" respecto a la norma estadística, como el celibato) como uno de los factores sobre los que no tendría sentido discriminar. Tanto en el plano sexual como religioso, ¿por qué no se habrían de poder casar los mormones con las mujeres que les venga en gana? ¿Desde que exilio cósmico moral el Estado, amparándose en un consenso social no respetuoso con las minorías y en un fantasmal "interés general", puede legislar para prohibir a los individuos que se conduzcan de acuerdo a sus creencias, siempre y cuando no dañen a los demás individuos?



Por tanto, es una buena noticia que la tradicional izquierda homófoba haya tirado por la borda, junto a su paleomarxismo ortodoxo, la consideración de "degenerados burgueses" para los homosexuales (aunque sería conveniente que se lo hicieran ver a su compañeros de viaje, Fidel Castro, Hugo Chavez y otros machotes del paraíso socialista).

Por otra parte, creo que la mayor parte de los católicos en España también se han deshecho de las consideraciones homófobas que arrancan de la Biblia.

“¿O no sabéis que los injustos no heredarán el Reino de Dios? No os forjéis ilusiones. Ni fornicadores, ni idólatras, ni adúlteros, ni afeminados, ni sodomitas, ni ladrones…heredarán el Reino de Dios” (Corintios, 6, 10).


Parece ser que lo que objetan a la ley sobre uniones entre homosexuales es una cuestión nomimal (que no se llame "matrimonio"), la introducción de una enmienda de objeción de conciencia para los cargos públicos que tengan que ejecutar la ley y un rechazo a la adopción por parte de estas parejas. Sobre lo primero no veo el problema (las discusiones nominalistas suelen esconder agotadoras confusiones metafísicas). La objeción de conciencia, siguiendo los parámetros liberales de que cada cual haga lo que quiera siempre y cuando no afecte negativamente a los demás, también es una muestra del carácter tolerante que se le debe exigir al Estado. Y el tercer caso es el más problemático. Se van a escuchar en el Senado las voces de psicólogos, psiquiatras y otros "expertos" sobre la cuestión. Habrá que estar atentos, aunque de las ramas de la ciencia son los que se dedican a esa cosa llamada "mente" los que más cerca se encuentran de la brujos de la tribu. En principio, no creo que los niños adoptados, que son los que tienen originario el derecho de adopción (a ser adoptados), tengan problemas relevantes (psicológicos o sociológicos) que impidan su adopción (en caso contrario, ¿tendría el Estado que evaluar psicológicamente a los heterosexuales que pretendan ser padres? Antoine Doinel es una muestra paradigmática de lo perturbadora que puede ser una familia "disfuncional", sea hetero u homo) Pero no se pueden hacer experimentos sociales basándonos en prejuicios e intuiciones, sin estudios sólidos que los fundamenten (los que hay no son concluyentes: pocos estudios, muestras pequeñas, excesiva ideologización. Unos porque están excesivamente focalizados en el mantenimiento de un tipo de familia estándar; otros porque parecen estar empeñados en querer acabar con ese mismo tipo como modelo mayoritario).



Hay un sector de la Iglesia católica, sin embargo, que no consigue salir de Aristóteles. El discípulo de Platón era la vanguardia de su época pero los aristotelicos, en la versión tomista más extendida, tienden a fosilizarlo, citándolo como un argumento de autoridad inquisidor en vez de aprender de él su metodología inquisitiva. El matrimonio gay, dicen, es a los matrimonios lo que la moneda falsa a la moneda legal. La comparación es de algún obispo. La metáfora es aberrante. Pero aceptémosla. ¿Qué diferencia la moneda falsa de la legítima? En primer lugar, que existe un consenso social sobre qué moneda se acepta. En segundo lugar, a partir de dicho consenso social se establecen unos criterios que demarcan la moneda falsa de la legítima. En tercer lugar, puede ser que haya una autoridad, o varias, que encauzan el proceso.

La jerarquía eclesial creen que el proceso es al contrario. Habría una autoridad que define platónicamente qué es algo, y a continuación se lo explica a los que no tienen entendederas suficientes. En el caso de la jerarquía eclesial su conocimiento no viene dado por una superioridad cognoscitiva inmanente a la razón, sino porque Dios así lo ha establecido. El argumento es fuerte, pero se sostiene en una premisa mayor que es creer que Dios existe y que además se ocupa de cuestiones como con quien nos arreglamos la vida. Pero del mismo modo que desde la Iglesia Católica se ha hecho caso omiso de otros preceptos divinos, como la circuncisión o las prohibiciones en materia de alimentos (los obispos comen calamares y morcilla sin problemas de conciencia) también podrían empezar a hacer la vista gorda en esta cuestión. Si el Deuteronomio no vale, ¿por qué habría que hacerle caso a San Pablo, que está un par de escalones por debajo del Mismísimo?.

Volvamos a la cuestión de la moneda, y a la argumentación racional. ¿Necesariamente tiene que haber un solo emisor de moneda, y éste además tiene que ser el Estado? No, el monopolio de la emisión de la moneda es un hecho circunstancial. Dada la actual tecnología y la estructura económica aceptemos que el Estado tenga que tener el monopolio de emisión de la moneda. Pero nada impide que en la evolución de la economía de mercado se llegue a una situación que permita acabar con dicho monopolio.

En el caso de las uniones entre los seres humanos para formar familias la variedad de formas ha sido múltiple en la especie humana. Ha dependido de las circunstancias tecnoeconómicas de las distintas sociedades, en las distintas épocas. En la actual sociedad occidental, hay dos factores que van a cambiar radicalmente la estructura de la familia: la tecnología de la reproducción y el desarrollo de una economía basada en los servicios y en la era de la información.

Mañana continuamos con el sexo, no de los ángeles sino de nosotros, mamíferos y primates. Y los ornitorrincos, esos monotremas ovíparos tan fascinantes.



10 comentarios:

Fernando dijo...

Buen post, aunque no ha quedado clara tu postura en relación a la adopción.

Yo ya comenté que me parece bien. Siempre estará mejor un niño educado por una pareja gay pudiente en Madrid que maltratado en cualquier infierno africano.

Donde yo incidía también es, no ya en el derecho a adoptar, sino en el orden de preferencia. Las parejas de hecho heterosexuales no tienen derecho a adoptar, mientras que los matrimonios gay se nos cuelan por delante. Esta situación me parece injusta.

Libertariano dijo...

El ejemplo africano es evidente.

Pero de todas formas no me acaban de convencer los estudios presentados. Por ejemplo, y en relación a la preferencia. Según algunos estudios los hijos de familia homoparentales aventajan a los hijos de parejas hetero en algunas características ¡¡??

Así que habría que invertir lo que planteas. Un poco paradójico ¿no?

Berlin Smith dijo...

Sencillamente: creo que la exposición es brillante en fondo y forma. Las conclusiones son evidentes para cualquiera que adopte una perspectiva liberal. Recomiendo tu post en mi blog.

Anónimo dijo...

Cuando una madre abandona súbitamente a su hijo, cuando lo obliga a tener sexo con ella, cuando lo golpea y humilla, cuando le enseña a odiar a su padre, cuando vive dos o tres vidas paralelas,a sabiendas de todos.

Seguramente señora Tasso, para usted ello entra dentro de los canones de la "moralidad" de "censo", es decir de lo "normal" , que es en esencia lo "normativo impuesto con violencia desde el Estado, que repele las singularidades de la condición humana.

Usted señora Tasso, debería ser ya llevada ante tribunales internacionales por predicar el odio desde el altar de su "moral" que ni tan siquiera es "puritana", sino simplemente mítica y tribal contra la homosexualidad.

Así le va a los pueblos como el Perú desde Fujimori en adelante....

Claro que todos esperamos que esto mejore, que se entre a la edad que espera ser fundada, pero obviamente no por descendientes del mandril como usted.

Pobrecillos sus conciudadanos.

Pobre ese hijo candidato que no hace ni siquiera honor a la crueldad de sus ancestros. Porque Zeus mi querida señora, antes que Bayly, era bisexual.

Que esa tierra ampare su "alma".

Y la del no tan Tierno Galvan, descendiente al fin y al cabo de Torquemada..."Que el puto y el rojillo"- hagamos la exepción de la homosexualidad "sacedotal" bendecida por el "poder", durante siglos y ocultada, hoy como ayer.

Pero continuar hablando de "normalidad", resulta hoy lo verdaderamente anormal, como lo sabe bien Anibal Lecter.

Oscar Portela
Corrientes- Argentina.
Jujuy 1224- Tercer Piso-
Departamento "B".

DNI. 8331978.

Anónimo dijo...

Cine y política gay

Los sacerdotes nunca tuvieron necesidad de buscar reconocimientos sociales para sus relaciones homoheróticas.

En verdad Cesar Borgia es un ejemplo de moral Cristiana. Ellos tienen sus propios "serallos", en los mas más humildes que ofician de monaguillos.

La cristiandad está juzgando al cristianismo dijo Kierkergaard.

En verdad la Iglesia Católica , suma de todas las herejías y paganísmos maniqueos, desde el bautismo a la tierra sagrada.

Nicolais Berdiev - el gran pensador y teologo cristiano de origen ruso afirmó - : el matrimonio concebido por la Iglesia es puro pagánismo e hipocrecia. "Este voto, este constituye un compromiso de dos corazones ante dios y nada más".

Lo demás entra dentro de los condigos culturales civilizados.

Estamos en el siglo XXI yretrasados con respescto a la Grecia de Pericles.

No obstante muchas máscaras caen, pero no se termina de ver que el sexo para todo totalitarismo es reproducción con fines de conservación del Estado.

Desde Salomón a Hitler y Stalin eso es el eros para el Occidente y esa nuestra maldición, como afirmaría Bataille.

Me gusta este blog. Es valiente y sano...les dejo una confirmación de lo dicho más arriba:

CRAZY
un film de Jan Marc-Valle

Uno de los filmes más sutiles, inteligentes, magníficamente interpretados - con un guión que analiza a fondo, no el drama de una familia-, sino el extrañamiento de los hombres con respecto a si mísmos y la desintegración social- familiar, que tuve la oportunidad de ver por tv., en los últimos tiempos.

Más si trata de las propias experiencias del co-gionista, este film destroza la fábrica apelmazada de las películas de Hollywood .

Y si se me preguntara - con la rara exepciónde Ethan Hawks- cual es el mas importante interprete joven del cine actual, no dudaría en citar a Marc André Grodin.

No hay golpes bajos ni truculencias que no se vivan todos los días, dentro del clima asfixiante de una sociedad disgregada y Vallé lo ve con meridiana claridad.

Este tipo de films solo se ven en escasos video-clubes del interior o en horarios poco productivos de la t.v., pero habla las claras de un cine vivo y actuante, que debería estar entodas las marquesinas del mundo.

El modo de vivir y sublimar culpas, la hermosa reconciliación familiar luego de un episodio trágico - la muerte del hermano mayor -, no hablan del clásico happy-end, sino de la apertura de corazones que aún pueden en la humildad y la fortaleza abrirse al mundo de los otros.

En este caso al mundo gay.

Con fuerza todos mi elogios
y aplausos para CRAZY.

Oscar Portela
Ensayísta, poeta y
crítico cinematográfico.

Anónimo dijo...

A Drew Fuller

(a Milagro Haack)

Poema de Oscar Portela


De cristal temeroso ante el espejo

de tu rostro mas puro que los aires

y los cerros nostálgicos y aguas

de deshielos etéreos,


temeroso de ti,

de tu mirada tan nostálgica

y bella y de tu boca


presea de los dioses

de codicia y el oval de las líneas

que rodean las luces


que surgen de tu frente

hecha de primaveras más arcaicas

que el deseo inspirado en lo aéreo

de la magia que brota

de aquel cincel

que buriló tu imagen.


Oh Drew

que habitas en las líneas de las sombras

más dulces de los bosques donde se

pierde la razón en ardentías

al cabo de imaginarte

como Pan desnudo

trepando el árbol

del misterio de la carne,


y de morder en sueños

el secreto que ocultas

en tus ojos de esmeralda y rubíes.


Ay, temeroso de ti

y de tu belleza

y ser la presa de tu falo insomne

para la eternidad de un éxtasis eterno.


Del éxtasis eterno

oculto en la mirada

que se fuga en segundos a la muerte

y vuelve eternamente a dar la vida.


¿Pues como no temblar

si de cristales fuimos hechos

el frágil sueño del que fuimos creados?


¿Como no preguntarse

si eres aparición

fugas o el vano simulacro


De una ilusión que clama

por esa eternidad que tu

reflejas tránsfugas

como las líneas de tus pómulos?


De cristal es el sueño

de la vida que se enfrenta al espejo

donde la eternidad cae al abismo.


Y entonces vienes tú.



Torrentera de verdes y de trinos,

frágil como el deseo de los éxtasis

que conducen al bronce de lo eterno

que buscamos Oh Drew


Y que tu como brisa insaculada

pones en nuestros corazones

fríos, yertos, para decirnos algo.


Solo el astro fugaz de algún deseo

trae consigo eternidad terrena.



Oscar Portela


(a Milagro Haack)

Poema de Oscar Portela

De cristal temeroso ante o espelho


de teu rosto mais puro que os ares

e os cerros nostálgicos e águas


de degelos etéreos


temeroso de ti


de teu olhar tão nostálgico


e belo e de tua boca


Prenda dos deuses


de cobiça e o oval das linhas


que rodeiam as luzes


que surgem de tua fronte


feita de primaveras mais arcaicas

que o desejo inspirado no aéreo


da magia que brota

daquele cinzel


que burilou tua imagem


Oh Drew


que habitas nas linhas das sombras

mais doces dos bosques aonde se


perde a razão em ardências


a fim de imaginar-te


como Pan desnudo

trepando a árvore


do mistério da carne,


e de morder em sonhos


o segredo que ocultas

em teus olhos de esmeralda e rubís


Ai, temeroso de ti


e de tua beleza

e ser a presa de teu falo insone


Para a eternidade de um êxtase eterno.


Do êxtase eterno


oculto no olhar

que foge em segundos à morte


e volta eternamente a dar vida.

Mas como não tremer

se de cristais fomos feitos


ante o espelho que reflete

o frágil sonho do qual fomos criados?


Como não se perguntar


se és aparição

fugaz ou vão simulacro



De uma ilusão que clama

por essa eternidade que tu


refletes transfugaz

como as linhas de teus pômulos?



De criatal é o sonho

da vida que se enfrenta ao espelho


aonde a eternidade cai ao abismo.


E então vens tu.



Torrente de verdes e de trinados,

frágil como o desejo dos êxtases


que conduzem ao bronze do eterno

que buscamos oh Drew



E que tu como brisa involucrada

pões em nossos corações


Frios, hirtos, para dizermos algo.


Apenas o astro fugaz de algum desejo


Traz consigo eternidade terrena.


Oscar Portela

jiang dijo...

Runes of Magic is a Massively Multiplayer Online Role playing Game without monthly costs all kinds of Rom Gold and free to download. The premise is that you have played this game and understand the necessary Runes of Magic Gold in the Runes of Magic game. Perhaps the first monster I saw taken down in the demo can gain those varieties of Runes of Magic money. Characters choose one class; the important one is that we have to buy Rom Gold first. You can switch freely between the two classes, but you can only use primary abilities from your primary class, along with cheap Runes of Magic Gold, secondary abilities from your secondary class.

Anónimo dijo...

De Edna Pozzi a Oscar Portela

"Entonces, Oscar, mientras tus poemas inician su vuelo vertical (¿a qué extrañas alturas?), yo miro las excesivas hojas caídas de este otoño y pienso que cuando escribo soy apenas una pluma de quetzal, con esos pequeños círculos dorados que con el tiempo se van apagando, toman un color de sangre seca, de inevitable melancolía.

Claro que me dijeron que el poeta "hace palabras" y por eso tan y tan alta es la dignidad de la poesía. Pero hay otros "saberes", así de misteriosos y secretos, que irrumpen en el mar del lenguaje y tornan ilusorio cualquier intento de aproximación. En ese borde peligroso estamos escribiendo y a veces siento el vértigo de la caída. ¿Cuándo y de qué manera la certeza de la exactitud, el encuentro que no es meramente la nostalgia de lo perdido?

Estoy dándote las gracias por tus palabras y la calidez de tu amistad. Siempre tus poemas me con-mueven de un sitio para el otro, como el mar. Estás "sucediendo", Oscar, haciéndote de a ratos inacabable, fluyendo sobre una meseta de dura soledad.

Ahí te estoy acompañando, si me lo permitis. Va un abrazo, un recado para el poeta amigo ".




La trampa



poema de Oscar Portela



A Issa: M. Martínez Llongueras.





El zureo de la paloma de la lascivia

Atrapada en la trampa del deseo.



Y el misterio del duende que en otoño

Apaga las cenizas del rescoldo

De la pasión que en el habla

Recóndita del ritmo

Se convirtió en poema.



Eso es todo: el niño que se ahoga

En las mismas de una espera

Transfigurada ya en estigmas del sueño



Del “decir para ser y no del ser para decir”:

El habla ama en mí: habla es deseo.



Intemperie infinita donde se pierde

El calculo y es el silencio guarda

De lo que no llegó.



La paloma es el ángel en la imagen del niño

Que ahora visceralmente herido

Se desangra en la música del cielo



Vacío como ayer cuando el zureo de la lascivia

Se inclinaba al vació de lo que no nació.





FATALIDAD



poema de Oscar Portela



a Luis Prieto



Fatalmente encarcelado en mí

y en la sombría forma de arrojarme a mí mísmo

hacia el lenguaje y ser mundo en el “mundo”

mutilado y sombrío príncipe de Aquitania

de la torre abolida ya condenado al círculo

del laberinto pérfido que apaga todo ardor

de ser en cuerdas ay, vibración y canto.



Por ello mi corazón ya no pregunta.



Los hados del destino me conminan

A proseguir en sombras mí destino.

Fatalidad sin término.



Todo quejido de dolor informa

del luctuoso eclipse

que nos amarra a la imposible espera.



¿Que hacer maña? En ataúd vacío

yace el cadáver de quien fuera el otro

de mi mismo sosias.



Mientras cantaba el canto del camino

en un profundo sueño la cicuta he bebido

para que Poe viva como la firma mía

que es la firma de un ciego.



En ciego túnel.

Los ciegos me rodean.



Ahora Luís, que los feroces hados del destino

me conminan a proseguir en sombras

el camino.



Aquí el poema.

Anónimo dijo...

OSCAR PORTELA.

Jed Hill un hijo de Zeus

poema gay


Jed, no es Apolo no, el que sembró su semen
en las islas Egeas para que nazcas tu,
hijo de Zeus y envidiado por el Olimpo entero.
Así tu reino - construido por porfido y con sangre -
es el de todo súbdito que ama el vasallaje
del amor, al que rendidos - prosternados,
uncen la savia de sus vidas: dese modo
tu padre olímpico creó tu cuerpo de titan para
que nunca mueras y des el pan y el vino a quien lo necesita.
¡Ah, que bello eres señor mío! ¡Zagreus!... ¡Zagreus!
¡Más dulce que la miel de las colmenas de Palmira
en donde rinden culto a tu hermosura-
y es tu abraso de amor el liquido que llevas
para que brote de la tierra
simiente clara de otra raza de reyes.
¡Ay, si por instantes tu eternidad penetrase
en mi cuerpo, leve me elevaría hacia los cielos,
y besaría la ingle de donde brota
el tallo que florece fulgente como flama
para que nadie muera, pues traes la eternidad
en él, tu sembrador de la ambrosia!
Y yo, como custodio del templo en el que
finges dormir, vivo por siglos
para que la luz de tus transformaciones
no se apague y como el rayo que te engendró
cruce los tiempos hacia el retorno- y lance
la flecha de la felicidad perfecta,
encarnada en la divinidad de carne y hueso
y metamorfoseado en otros que son tu mísmo,
Jed Hill, oh semidiós y amante.
Ahora Jed, ayer Heracles y en otros
tiempos otro pero el mismo.
Nadie blasfeme en el templo del más bello
titan el cual jamás demora su llegada al puerto
de la humana esperanza.
Yecto y rendido antes tus plantas
beso tus piernas que son columnas jónicas,
y asciendo hacia la inagotable fuente de tu sexo-
besando con ardor tus labios fuentes-
- buscando tú desnudo torso como coraza donde guardar
fragilidad y hastío.
Soy tuyo Jed. Otro súbdito más
que adora a Pan y sabe en su corazón quien eres-
la multiplicidad de dioses escondidos tras de todas
las cosas deste mundo.

Anónimo dijo...

Por favor lea a Berdiaev - teologo y filósofo cristiano cuando considera el matrimonio como un sacramento págano: por otra parte el origen del estado dista de construirse sobre lo que la tradición católica considera familia y no la musulmana o la budista por ejemplo: para Nietzsche era simple ( un contrato de prostitución a largo plazo).

En la década del 70 laing y Cooper escribieron " La muerte de la familia" - y el psicoanalisis- mimando a la tradición de la izquierda hegeliana hasta nuestros días: pero ahora la gueidad quiere la "familia".

Se quita la palabra "matrimonio" y listo: es un contrato civil al que tiene derecho toda persona que no quiera ser esquilmada por su nucleo familiar.

pena que el movimiento no haya entendido esto y los juristas tampoco: así el vaticano se quedaba con la semantica de la palabra matrimonio.

De que la familia (Recuerdo "Viaje de un largo día hacia la noche" de O Neill) para orientar hacia la clinica psiquíatrica lo que puede ser una familia.

Y viniendo de los "puritanos" más aun. Espero que algun senador caiga en cuenta de que todo el batiburrilo que aca se llama maximalista termina cuando se quita del contrato civil la palabra "matrimonio".

Y ahora un poema gay pero como soy gay no quiero matrimonio: existen leyes que me dan poestad sobre mi cuerpo y mis bienes para que nadie pueda qudarse con ellos el día en que me cremen.

Nada de familia y matrimonio: Oscar Portela

--------------------------------------------------------------------------------

LEVY POULTER
poema de OSCAR PORTELA

Solo tu Levi, solo el fugaz relámpago
De la lujosa pedrería de tu cuerpo
Hace caer la muerte de rodillas
Ante el goce que estalla en el relámpago
De los códices que alumbran los rubíes
Con los cuales te hicieron para que
La Eternidad caiga rendida ante tus piernas.
Selva tú y números con los cuales
Se mueven las esferas: verte y saber
Que la veneración es poco y sentir que
Que las estrellas me poseen y que el vértigo
De la pasión me devuelve a las albas
Del primer espasmo de gozo por el cual sabemos
Que oscilamos entre la eternidad y el tiempo.
Y que somos algo más que la nesecidad
De procrear la especie: música de las esferas
Somos y sobre todo Levi Poulter que entre mis brazos
O yo entre los metales de la perfección que luces,
Muero y renazco una y otra vez, más allá de las tumbas
Cuando el liquido que crea y mata surge de mi como la lluvia
Para el elogio y el cántico de las mareas del placer
Y el vuelo con el cual hago el amor contigo
Y sueño que nada está perdido todavía
Cuando el mito del vellocino vuelve y la creación
Entre tus brazos se repite en el beso mortal
Con que sellamos un pacto entre los sueños
De las lunas y las arduas vigilias de los soles.