"Las ideas son menos interesantes que los seres humanos que las inventan" FranÇois Truffaut

lunes, junio 02, 2008

Barcelona Connection

Unos días en Barcelona. Gran pequeña ciudad (o al revés). Al cabo de cinco días me doy cuenta de que no he mantenido una conversación relevante con ningún catalán. Varios andaluces, un par de argentinos, otro par de italianos, un chino, una brasileña, un tunecino, un vasco, dos o tres castellanos, un asturiano. Ya casi al final una provechosa charla con Benito salva la cuota indígena. Bajo la fachada nacionalista, puro nervio cosmopolita.





He conocido a Mercedes Álvarez (de la que he aprendido en profundidad, muchas gracias) y a Daniel Villamediana y José Luis del Orbe. De la primera realicé la crítica de El cielo gira y de los segundos, de La línea recta. Las habían leído. Cuando escribes sobre la obra de otros no piensas que un día los vas a tener enfrente. Espero no haber escrito nunca de nadie que su película es “un montón de estiércol”. El viernes estuve en la presentación por Albert Serra de su última película, El cant dels ocells (El canto de los pájaros), y me dio la impresión de que le había afectado un poco la referencia excrementicia que le había dedicado Oti Rodríguez Marchante. Su argumentación fue que si a ORM le parecía un montón de estiércol entonces era irrefutablemente una obra maestra absoluta.



Visto desde lejos un apilamiento de lingotes de oro puede parecer, si está colocado en mitad de un campo con vacas pastando, un montón de estiércol. Creo que eso le sucedió al crítico del Abc, un problema de distancia (o de agotamiento, la película de Serra exige mucho al espectador. Pero se lo devuelve con creces). La exigencia a los críticos del New York Times de tratar a los criticados de usted (Mr. Shyamalan, por ejemplo ) viene precisamente de establecer automáticamente una distancia que prevenga tanto una complicidad de compadres como un desprecio de enemigos.

Algo parecido, la cuestión de la distancia desde la que se mira, sucede con la tormenta ppera en un vaso de agua. Alejandro, gracias por la hospitalidad, me cuenta que en el cielo barcelonés se han visto gaviotas atacando a palomas. Voy por la Gran Vía de las Corts Catalanas acechando el cielo pero al mirar el suelo es cuando encuentro esta metáfora visual de lo que sucede en el seno del partido conservador. Menos lobos, menos halcones, menos gaviotas. Apenas una disputa entre periquitos y asquerosas palomas por los restos

11 comentarios:

Revertiano dijo...

Me muero por saber más detalles de la conversación con tus "criticados" (en el buen sentido) o comentados.
Creo que tu público te reclama una profundización en el tema.

uno que pasa bastante por aquí dijo...

Hola!

Me entero de que está usted siguiendo el festival de Cines del Sur, y no puedo evitar recomendarle "The rebirth", ya que veo que de momento no está entre sus posibles.

Saludos

Libertariano dijo...

Revertiano, si te acercas por Córdoba la próxima semana profundizaremos.

La película de Kobayashi será una de las mejores que se proyecten a lo largo del Festival aunque lamentablemente no pude asistir a su proyección.

Por el momento, en la Sección Oficial la única que es realmente poderosa es la malaya Flower in the pocket. Y en las secciones paralelas la proyección ayer de Ceddoh de Sembene, uno de los mejores directores políticos (en el sentido godaradiano)

Saludos y gracias por la recomendación

Revertiano dijo...

Me acercaré, me acercaré.
Como te contesto (y agradezco) en mi blog, el miércoles día 11 presentamos un libro colectivo de relatos en la Bodega Campos.
Buena oportunidad para copear, contarse cosas y darme las pelis si ya las tienes, :-)

Godiva dijo...

¿En las Bodegas?
Me coge aquí al lado, lo mismo me acerco y os conozco.

Libertariano dijo...

Por el momento, ya te he grabado un dvd con pelis francesas de los ultimos años imposibles de ver en España, cine de altura: Desplechin, Klotz y compañia.

Podemos hacer una buena quedada con otros bloggeros y periodistas cordobeses.

Anónimo dijo...

Ni bloguero ni periodista, solo BORRACHO, ¿me incluyo o me autoexcluyo? No es una pregunta sino una duda hamletiana. ¿Se puede llevar algún fascista conocido? ¿Solo se debatirán exquisiteces Adriá-Serra o se admite picotear en el vertedero con las gaviotas? Revertiano manda mas información sobre el acto (literario). Negrito.

Libertariano dijo...

No somos racistas, Negrito, ¡todo lo contrario! Contamos contigo, como Luis Aragonés

berlin dijo...

Oye, ¿y al fascista lo dejáis de lado?

Godiva dijo...

Qué buen rollito os traéis, me parece que no me lo voy a perder.

Spione dijo...

Al fascista el Comité Antifascista lo espera con los brazos abiertos y los puños cerrados para darle lo que se merece