"Las ideas son menos interesantes que los seres humanos que las inventan" FranÇois Truffaut

lunes, julio 21, 2008

¿Acabará la ciencia con el liberalismo?

En Scientific American el neurólogo Marco Iacoboni sugiere la limitación de la libertad de expresión para prevenir el impacto de la violencia audiovisual en las neuronas-espejo, las candidatas a ser responsables del fenómeno de la empatía.

LEHRER: If we're wired to automatically internalize the movements and mental states of others, then what does this suggest about violent movies, television programs, video games, etcetera? Should we be more careful about what we watch?

IACOBONI: I believe we should be more careful about what we watch. This is a tricky argument, of course, because it forces us to reconsider our long cherished ideas about free will and may potentially have repercussions on free speech. There is convincing behavioral evidence linking media violence with imitative violence. Mirror neurons provide a plausible neurobiological mechanism that explains why being exposed to media violence leads to imitative violence. What should we do about it? Although it is obviously hard to have a clear and definitive answer, it is important to openly discuss this issue and hopefully reach some kind of “societal agreement” on how to limit media violence without limiting (too much) free speech.


Aunque la excusa del argumento, la investigación científica, pueda parecer novedosa, el fondo de la cuestión se remonta a Platón: la determinación retórica, en el amplio sentido, de la voluntad y la responsabilidad por parte de la vanguardia intelectual de la especie a cuidar del rebaño humano sometido al influjo maligno de la media violence (del Antiguo Testamento a Grand Tefht Auto pasando por Shakespeare y sus orgías sanguinolientas hasta las portadas de The New Yorker)

Psicohistoria llamó a ese proyecto de ciencia totalitaria al servicio de la humanidad el científico-poeta (¿y cuál no lo es?) Asimov.

Si de algo soy fan es de las adaptaciones cinematográficas de Philip K. Dick (que podría ser el tema de una futura encuesta como la que tiene el amable lector a su derecha de la pantalla) El turbio novelista norteamericano planteó una y otra vez la carrera armamentística entre el determinismo intrínseco a la visión científica y la presunción de libertad de la especie humana. Al revés que Malthus, otro pesimista antoontológico, en las adaptaciones cinematográficas de Dick en el pillapilla entre la ciencia y la libertad se deja ganar a la libertad por los pelos.

Kubrick, ayudado por Beethoven, fue más amargo.



Y en este blog, mientras tanto, hablando bien de Rambo, Los Soprano, Tropa de élite

5 comentarios:

Mary White dijo...

Libertariano ¿solamente se puede elegir uno? Por Dios, qué tortura...

Libertariano dijo...

María, las encuestas deben ser como el matrimonio católico o la compra de las tartas heladas: te gustan muchas opciones pero te tienes que quedar con una y sólo una opción.

Aunque luego bajo cuerda, por ejemplo en los comentarios, puedes dar rienda suelta a tus matices.

PD. Me pasa lo mismo que a ti. Un truco: votar varias veces desde distintos ordenadores

Anónimo dijo...

Sin libertad no hay ciencia como el buen ben franklin lo dijo la ciencia se alimenta de la critica de la experimentacion que serian imposibles en sociedadas no libres es mas tenemos un ejemplo leonardo davinci el pobre tenia que trabajar a oscuras por que sus observaciones y experimentos a los ojos de la inquisicion no eran si no infernales aparatos.
Al eliminar la libertad la mente no tendra referentes para su campo de accion es lo mismo que decir eliminemos la respiracion para librarnos de la peste sin eso no vivimos.

Libertariano dijo...

El problema viene, anónimo, cuando fuesen los mismos científicos, como en el caso planteado por Asimov en Fundación, los que dominasen la sociedad, dejándose para ellos, claro, el margen de libertad necesario para hacer ciencia.

Lo que planteaba Asimov es el conflicto entre dos valores, el de la verdad y el de la libertad. Como en el más clásico entre seguridad y libertad, me temo que la libertad lleve las de perder.

Jesús creo recordar que dijo aquello de que la verdad os hará libres, aunque la interpretación que hace su Iglesia es, cuando menos, problemática

Anónimo dijo...

La verdad nos hara libres lo que diga o piense benedicto ya es harina de otro costal o dicho de otra manera prefiere no tocar la verdad para no ser libre no sea que de paso hasta ateo se vuelva.
Lo que la ciencia tiene de valioso al menos en su version moderna es que no esta casada con la verdad absoluta si no aquella demostrable pero si un avance en la tecnica u otra perspectiva a la hora de abordar el problema lleva a resultados diferentes entonces se realizan los ajustes a las teorias para contemplar este nuevo fenomeno y esto es resultado de la libertad.
Libertad y ciencia no son contrarios son complementarios son las 2 caras de la moneda la eliminacion de una nos llevara a la perdida de la otra.