"Las ideas son menos interesantes que los seres humanos que las inventan" FranÇois Truffaut

miércoles, noviembre 12, 2008

Una película contra el "liberalismo totalitario"


Este fin de semana se estrena una película contra el capitalismo como sistema y el liberalismo como ideología sublime de la racionalidad instrumental: La cuestión humana, de Klotz y Perceval. Los del Juan de Mariana podrían montar un interesante forum cinéfilo porque lo que plantea la película de los doctrinarios cineastas franceses, que combinan a la Rousseau la ingenuidad política con la sofisticación estética, es parecido a lo que llevaba recientemente a su blog Albert Esplugas: ¿corrompe el mercado la moral?

Y del mismo modo que Rousseau fascinó a talentos liberales como Adam Smith, Hume o Kant, esta película sobre una nada famélica legión de vampiros neoliberales puede provocar, más allá de su cool ascetismo visual y musical (nada que ver con Loach, Iñárritu o Trier, tranquilos), una reflexión sobre la propensión moral del capitalismo, un sistema diseñado para tener éxito incluso entre los diablos y que a veces parece inducir por sí mismo la creación de esos mismos diablos. Y es que incluso entre los liberales se tiende a olvidar que la "egoísta" benevolencia del cervecero era sólo la cruz de la moneda liberal que se complementaba, en la Teoría de los sentimientos morales, con la cara de la desinteresada benevolencia que sentimos hacia los demás.





PD. Los neoliberales salvajes ("no olviden lo de salvajes", como suele decir Sala i Martin)habían conseguido ocultar hasta ahora al público español esta película pero unas pequeñas salas proletarias (que dirían los estalinistas vivientes y coleantes) resisten al invasor globalizado (que diría la Klein): Cines Verdi (Barcelona y Madrid), Cinema Truffaut (Girona) (y en su web favoritas de descargas, por supuesto)


10 comentarios:

Mary White dijo...

Mensaje recibido ;)

mario dijo...

hola,
que tal,
interes en un intercambio de enlace con mi blog?

http://estrellasyfamosos.blogspot.com

saludos desde Santander

mario - blog de estrellas y famosos

Pablo dijo...

La música del trailer da dolor de cabeza.

¿Y quién es el fulano que aparece al final cantando?

Posiblemente uno de los peores tráileres que he visto últimamente.

Bandini dijo...

La película parece interesante, que no quiere decir que lo sea.
El mercado en si mismo no corrempe nada, bueno los tomates se pudren si les dejas fuera del frigo mucho tiempo, es el que controla el mismo el que corrompera o no dependiendo del poder que tenga.

Libertariano dijo...

En Facebook, en la noticia relativa su estreno, leo que Intermedio regalará un dvd a los mil primeros que compren la entrada.

La web de la peli:

http://www.intermedio.net/lacuestionhumana/LA%20CUESTION%20HUMANA/LA%20CUESTION%20HUMANA.html

Lo que me parece más discutible de la película, en cuanto a su fondo, es el paralelismo entre el liberalismo y el nazismo. Una birria conceptual muy en la senda de Adam Curtis y su paralelismo entre los neocon leostraussianos y los Hermanos Musulmanes.

En este sentido Klotz y Perceval, como Curtis, son a la filosofía política lo que el El Código da Vinci a la historia de las religiones.

En cuanto a la música:

Libertariano dijo...

Sobre la música:

http://www.cine365.com/550023-bso-la-cuestion-humana.html

César dijo...

Lástima de que el tiempo sea actualmente el bien más preciado...

Podría ser una gran película de humor, e ilustrativa de los "sofisticados" procesos mentales de muchos intelectuales...

Miguel dijo...

el filme se estrenó ya la primavera del año pasado en un ciclo de cine organizado por ccoo en Madrid. el cantaor que canta en el trailer es Miguel Poveda.
toma que toma.

por fortuna la obra de arte no es la expresión explícita de una tesis. eso hace, desde mi punto de vista, que merezca la pena verla (a mí me gustaron muchas cosas), al margen de cuánto parezca trivial su "fondo ideológico" (o de cuánto lo sea el de los directores, que no lo sé).
desde ese punto de vista, también creo que la película no plantea un paralelismo entre liberalismo y nazismo como tales, sino entre aspectos muy particulares, sesgados, parciales, de ambas cosas. interpretados, como los elementos de una obra de arte. y en la coherencia y en la fuerza estética de esa interpretación es donde reside la verosimilitud de tal paralelismo. el film no trata objetiva y complexivamente el tema: bajo cierto punto de vista, en determinada circunstancia, aspectos de lo uno pueden recordar a lo otro, y lo afortunado de la equiparación depende de lo acertado (estéticamente) del film. de cuánto haga parecer verosímil esa "circunstancia", de cuánto haga parecer real ese "recuerdo" de una cosa a la otra.

no crees?

te abrazo

Libertariano dijo...

Pues sí, estoy absolutamente acuerdo contigo Miguel.

La grandeza de una obra de arte reside en muchas ocasiones en que consigue superar la ideología más inmediata, y estrecha, de su autor. Lo que también hay que apuntarlo en el haber de dicho autor. Eso es lo que diferencia a Klotz y Perceval de los Loach y Guediguian de turno, que encorsetan a sus obras mientras que aquellos se limitan al apunte y a la sugerencia.

Un abrazo

Miguel dijo...

gracias, S, por las referencias
M