"Las ideas son menos interesantes que los seres humanos que las inventan" FranÇois Truffaut

viernes, abril 10, 2009

Pasión y muerte del judío que cambió el mundo

Su reino, decía, no es de este mundo. Posiblemente el hombre más traicionado en la historia de la humanidad. En ese famoso balneario cercano a Roma encontraréis a los más sofisticados Judas. Tuvo que nacer el Anticristo (Röcken, 15 de octubre de 1844, después de Cristo, naturalmente) para que alguien reconociera el valor de su transvaloración.

Pier Paolo Pasolini -comunista, gay, católico- lo retrató hierático y sentencioso en El evangelio según San Mateo. Roberto Rossellini se acercó como nadie al espíritu festivo e ingenuo del cristianismo en Francisco, juglar de Dios. Robert Bresson se sumergió en las profundidades de los mansos y los pobres de espíritu: Al azar, Balthazar (ese burro, primo hermano del caballo azotado bajo la lluvia al que se abrazó compasivo un definitivamente loco Nietzsche), Mouchette, Diario de un cura rural.

Pero, sobre todo, la gran película cristiana -a su vez un alegato anticristianos, contra esa horda de hipócritas, maniáticos, supersticiosos que por alguna extraña razón se hacen llamar seguidores de Jesús, y que creen que multiplicó el jamón de bellota y el caviar de Beluga- es Ordet, de Carl Theodor Dreyer.

En Días de Cine hicieron una breve pero sustanciosa presentación



y en el coloquio de Garci y compañía, Qué grande es el Cine, la analizaron en profundidad

8 comentarios:

Fonseca dijo...

No he visto ninguna peli de Dreyer. Quitando la de "El ciclo Dreyer" que es española y muy graciosa.

No se, cada vez que oigo hablar de "alimentar el espíritu" pienso "¿Realmente sabrán de que cojones están hablando?"

En fin, que de sopolapollas que dicen que cosas vacías que suenan bien el mundo está lleno.



Fonseca

Finis Hispaniae dijo...

Después de la de Dreyer, la mejor resurrección de la histroia del cine es la de Ponette

Libertariano dijo...

Pues Fonseca, Ordet es una magnífica introducción. Porque si comienzas por Gertrud, su otra gran obra maestra, puede ser que lo aborrezcas de por vida.

Finis, gracias por la anotación. En cuanto a muertes, la "mejor" quizás sea la de Thomas Mitchell en Sólo los ángeles tienen alas. En plan íntimo. Porque la de Sean Connery en El hombre que pudo ser rey...

Eva dijo...

Aunque es paradójico, una de las mejores muertes de la historia del cine la protagonizó la computadora Hall, en 2001 Odisea del Espacio.

La resurrección de Ordet me parece una maravilla.

Bill Viola ha realizado un estimable video arte ("Emergence") sobre la resurrección. Lástima que la grabación en You Tube esté fragmentada y sea de poca calidad.

Libertariano dijo...

Oh! La muerte (doble) de Hal 9000. También Hal resucitó. Ante la segunda muerte, esta vez definitiva me temo, preguntó (nos preguntamos): "¿Soñaré?"

Gracias por el recordatorio de tan hermosa y sentida muerte, Evita.

dijo...

La Última Tentación de Jesucristo, ¿se te quedó en el tintero o la pasaste por alto? Además de muy buena, una alineación de dream team.

W.Dafoe, Hervey Keitel, David Bowie como Pilatos...

Libertariano dijo...

Estoy de acuerdo contigo, la peli de Scorsese está muy bien. No me vino a la cabeza quizás porque no veo a ese Jesús como Jesús.

lorenzomilans dijo...

¡Es, junto con Sacrificio, una d ela smejores películas de la historia del cine!