"Las ideas son menos interesantes que los seres humanos que las inventan" FranÇois Truffaut

jueves, diciembre 04, 2008

El nacionalsocialismo vasco, como una ola

La película alemana La ola se proyecta en la actualidad en las salas españolas. Incluso en las vascas. Seguramente cerca de donde ETA asesinó ayer a Ignacio Uría se proyectaba esta metáfora didáctica sobre el papel de la escuela en la formación de valores (¿qué valores?), en las necesidades psicológicas que llevan a los individuos a la servidumbre voluntaria - la irresistible atracción hacia el volk, el pueblo, la comunidad, el rebaño, el establo, para la disolución de la personalidad individual-, la pulsión hacia la uniformidad colectiva que lleva a la extrema derecha hacia las camisas azules y a la extrema izquierda a los pañuelos palestinos y la camiseta con la efigie de Che Guevara.





La ola, del director Dennis Gansel, ha hecho emerger un gran debate en Alemania sobre si es posible que de nuevo aparezca el monstruo nacional socialista en tierras germánicas. Aquí apenas producirá un bostezo. Y eso que el monstruo nacional socialista lo tenemos dirigiendo Ayuntamientos, sobre todo en el País Vasco. Y eso que en España el caciquismo -primera manifestación de la servidumbre voluntaria y que apunta hacia la dominación totalitaria- se ha extendido como una plaga, de Montilla a Chaves, tal y como denuncia The Economist, sobre todo en la violenta Arcadia de Ibarretxe. Y eso que en España los nacionalistas de toda condición, y en sus diferentes formas idénticos huevos de la serpiente, elevan cada vez más el volumen de sus voces y la intensidad de sus ataques, sobre todo en el País Vasco.

Lo siento, Ignacio. Lo siento, familia de Ignacio. Lo siento.

PD. Sobre la relación de la extrema izquierda con la violencia llega la también película alemana Baader-Meinhof Komplex.