"Las ideas son menos interesantes que los seres humanos que las inventan" FranÇois Truffaut

miércoles, julio 01, 2009

West Side Story, el musical y la película

Este fin de semana en Libertad Digital me ocupé de Jerome Robbins, el hombre que denunció ante el Tribunal Caza de Brujas McCarthy al mismísimo Ronald Reagan. Su coreografía de West Side Story es perfecta y revolucionaria. Ahora se puede disfrutar en vivo y en directo en Madrid y, a final de agosto, en el norte de España.







Sin embargo, la película es otro cantar. A pesar de sus 10 Oscar cuenta con errores de bulto que la han hecho envejecer notablemente.




6 comentarios:

Alfredo dijo...

No deja de "sorprenderme" Sr. Navajas, aunque igual no debería sorprenderme que usted condene el patriotismo si tomo en cuenta su recién entrada haciendo apología a favor de la militancia homosexual en nuestra capital.

Dice usted en su artículo de LD que algunos hombres estaban "cargados de prejuicios", ¿es que acaso le deberíamos abrir la puerta a todo? ¿es que acaso ya no queda un sentido del decoro? Yo creo que eso es lo que hay: una falta de criterios y de respeto generalizada. Hoy, cualquier pretexto sirve para el desenfreno: "hace calor, pues iré en chanclas por la calle", "los gays son simpáticos, pues son igual de morales que los demás y hay que aceptarlos", "los prejuicios son malos" y otros clichés propios de un progre y no de un liberal como usted dice ser.

El "mensaje" de West Side Story es peligroso:

Glorifica a las pandillas, y es una repudia abiertamente hostil contra el sentido de origen puritano y constitucional de los EEUU.

Que usted glorifique a un bisexual como Bernstein basta por sí solo para saber de qué pie cojea...pero el colmo es llamarse liberal cuando WSS lo que intenta hacer es encaminar, intentó encaminar a EEUU hacia un socialismo porque cada vez que se intentan romper barreras naturales se necesita del Estado.

Debería hacérselo mirar Sr. Navajas, porque últimamente le veo muy pero que muy empecinado en destrozar fronteras naturales que forman la base de nuestra civilización cristiana y occidental.

Major Reisman dijo...

Buenas

Ciertamente la película envejece, pero está claro que perdurará. No es que se monte con mucha frecuencia el musical para disfrutarlo en vivo, y hay mucha gente que no tiene el tiempo, el dinero o ambas cosas para poder ir.

Mientras que la película es algo permanente. Sus números y sobre todo su música siempre pueden volver a escucharse y contemplarse. Y de forma económica.


"West Side Story" es uno de los grandes musicales y un gran puesta a punto del gran clásico que fue "Romeo y Julieta".

un saludo

Anónimo dijo...

CITA:
Que usted glorifique a un bisexual como Bernstein basta por sí solo para saber de qué pie cojea...

JAJAJAJAJA
Lo que me acojona es que a este señor le sorprenda que usted cojee de ese pie... ;D

Anónimo dijo...

Últimamente, el angry cell-phone man está de lo más tragicómico.

Anónimo dijo...

Hoy, cualquier pretexto sirve para el desenfreno: "hace calor, pues iré en chanclas por la calle". (angry cell-phone man dixit)

Es que ya no hay valores. La gente va "despendolá". No me pises que llevo chanclas. Ni siquiera en West Side Story llegaron a esa aberración chanclística. Y mira que en verano hase caló en Nueva Yol, brodel. ¡Señor, a dónde vamos a llegar!

Revertiano dijo...

Y va y se muere Karl Malden. Otro...