"Las ideas son menos interesantes que los seres humanos que las inventan" FranÇois Truffaut

viernes, septiembre 29, 2006

Almodóvar y el tito Oscar



Ayer me llamaron de Canal Sur Radio (vía Libertad Digital) para que comentase en el programa El público de Jesús Vigorra la candidatura de Volver por parte de la Academia del Cine Español. En cuanto que fan del cineasta manchego se opondría mi opinión a la de un crítico negativo de su obra.

Almodóvar sufre una doble sesgo que impide en ocasiones calibrar su obra. En España le perjudica su imagen histriónica y folclórica-progre. En el extranjero le favorece una idealización de director comprometido. Por ejemplo, la revista Senses of cinema le acaba de dedicar un estudio (sólo Buñuel, Berlanga y Erice han merecido su atención) en el que el último párrafo mueve a risa.

Señalé que Almodóvar tras el pintoquerismo de la movida es un autor profund0 y complejo, poseedor de una atmósfera y un color característico, que lo hace poseedor como muy pocos de un sello personal. La muerte, sobre todo la muerte, las mujeres de carne y hueso (no el pálido ectóplasma feminista) y España en su mutación de los últimos treinta años son los grandes ejes temáticos de una obra reconocida por todo el mundo, incluso por aquellos que discuten puntualmente una u otra obra.

No sólo defendí la candidatura de Almodóvar. Aproveché la oportunidad que me ofrecía Jesús Vigorra para señalar la injusticia de que el bodrio bucólico-terrorista de Loach le hubiese arrebatado a punta de pistola la Palma de Oro y que dentro del cine español todavía mejor, si cabe, es Honor de Caballería de Albert Serra. Gran portada del último Letras de cine (del que ya hablaremos)

9 comentarios:

Chema dijo...

Fascinante el parrafito final en Senses of cinema, sí. El autor parece un chorra de cultural & gender studies de los de manual, no sé si tú le conoces más.
A veces -pasa también con el Economist- tiene uno la sensación de que la percepción de España de los anglosajones se ha parado para siempre en Washington Irving o, a lo sumo, Brenan.

Vigi dijo...

Creo que ya te he comentado más de una vez mi fascinación por Pedro Almodóvar, ya desde los títulos de crédito se ve que estamos ante un crack; y si lo que realmente le perjudica es eso, esa imagen que se tiene de él de los 80, pero de eso solo queda el colorido de sus filmes (algo que es de agradecer), esa manera tan cuidada de concebir las películas desde la dirección hasta el montaje, la utilización de la música en off/on, el recurrir a flash-back insertados en un formato diferente al tiempo real en que transcurre el filme, su manera de concebir el mundo de las mujeres y su visión de España, el tema de la muerte, el colorido, la originalidad de sus guiones, son tantos los etc., que hacen de este tipo uno de los grandes del cine internacional y que muy a su pesar generan tanta envidia e idiotez en otros.

En fin, si las cosas se dan como deben estará entre los cinco finalistas.

Un saludo de un almodovariano.

Liliana dijo...

Yo creo que Almodóvar con su cine se defiende muy bien, sin necesidad de caerle encima, por ejemplo a Ken Loach, para valorizar su obra.
El cine de Almodóvar es coherente y además, va creciendo, madurando. Ya no es el chico del destape español, sino un director en serio, que habla de cosas que no sólo le interesan a los españoles, y sigue siendo el más español de los directores de cine.
Aunque Erice es mi preferido, debo reconocer que la España que late y que transpira hoy es la que nos muestra Almodóvar.
Te invito a leer mi nota sobre Volver, en http://kinephilos.blogspot.com/2006/09/volver.html

alejandro dijo...

No me encuentro entre los que matarían a Almodóvar ni entre los que le adoran. Creo que tiene talento aunque la cague de vez en cuando. Su problema es el odio que lleva dentro, que impide que le llegue la sangre a la cabeza. Alguien el Libertad Digital (a ver si tú recuerdas exactamente quién era, Santiago) escribió que la generalización es intrínseca al tratamiento de los personajes en el cine. Desde ese punto de vista, si una mujer mata (Volver) está justificado porque el hombre es muy malo; Y eso serviría con cualquier otro ejemplo.
Insisto en que tiene talento innato para el cine (seguramente Garci que me cae muy bien y sabe la tira, no haya sido tan bendecido por Dios como el manchego, por ejemplo) pero hay que decir de una vez por todas que eso de que conoce bien a las mujeres y su universo (cursilada progre donde las haya) es... mentira.
Conocerá como mucho a la locaza resentida que lleva dentro, pero no a las mujeres en general.
En cualquier caso, teniendo en cuanta contra lo que competía, no debe ser demasiado injusta su elección.

Finis Hispaniae dijo...

Ya. Y de su heterofobia y de su odio a la libertad no dijiste nada, ¿verdad?

Libertariano, a veces despedicias tu talento.

Ignacio dijo...

Eso, muy bien, politicémoslo todo. Es un progre, a por él. Sin contemplaciones, sin cuartel, sin prisioneros.

País...

Negrito dijo...

Lo de la heterofobia es un puntazo.Este tio está que se sale. Libertariano no lo pierdas de colaborador. Entre tanto cúmulo de erudición es como un travestón de Almodovar en un monasterio cistercense.

Anónimo dijo...

JOJOJOJOJO cuanto fantasma!!!! Coño grande, Mama sunshine

Anónimo dijo...

Hola amigos:

Os escribo desde Italia y puedo decir que aquí Almodóvar es España. Lleva consigo ese aire de movida y transgresión que caracteriza la imagen de vuestro país. La cultura del simbolismo y del esencialismo que caracteriza nuestra época quiere vender el cine de Almodóvar de esta manera.
Me doy cuenta de que es solamente un estereotipo, el público al igual que el software quiere simplemente sus iconos, hay ganas de simplificar todo. En sus películas son las historias las que excavan en la imagen, la transgresión es solo un pretexto para conocer la realidad pero para los medios de comunicación solo existe la transgresión... el cine debería alimentarse solamente de cine, todo lo demás en la vida es mal cine.

Gianluca Parravicini
http://ilparra.blog.kataweb.it